Tema: El hombre tranquilo

Mis curas favoritos

Para poner límites, porque de lo contrario esta entrega sería interminable, me he impuesto un par de restricciones: la primera, incluir sólo a sacerdotes católicos; y la segunda, limitarme a los curas de infantería, excluyendo a la jerarquía eclesiástica

Arrear un puñetazo al pasado

Recomenzar: abandonarlo todo y cambiar de barrio, ciudad, país o, incluso, continente